|

¿Balvanera en emergencia?

Vecinos confrontaron al comisario Adrián Rosa en un encuentro de Comisarías Cercanas por la inacción de la fuerza y de la Justicia ante las reiteradas denuncias por hechos de violencia e inseguridad. La respuesta del Jefe de la delegación 3A. Por Ximena González.

Vecinos confrontaron al comisario Adrián Rosa en un encuentro de Comisarías Cercanas por la inacción de la fuerza y de la Justicia ante las reiteradas denuncias por hechos de violencia e inseguridad. La respuesta del Jefe de la delegación 3A. Por Ximena González.

Integrantes de la ONG Buenos Vecinos BA expusieron en la reunión con funcionarios y personal policial diversas problemáticas y aseguraron que la Comuna 3 está en emergencia, a la vez que responsabilizaron a Adrián Rosa, al Ministerio Público Fiscal (MPF), a la Agencia Gubernamental de Control (AGC) y a la Oficina de Transparencia de la Policía de la Ciudad por no escuchar sus reclamos. Por su parte, el oficial negó las acusaciones.

Uno de los participantes en el encuentro, miembro de la organización de Balvanera, expresó que “hay un ritual en el que escuchan y no hacen nada” y mostró unos papeles, que aseguró son demandas que dejan estancadas para que se esfumen con el tiempo y queden en la nada. “Hay ventilada en la Oficina de Transparencia y Control Externo una denuncia de coima. Fui al departamento que está en Patricios, quedaron en llamarme y no hubo hasta ahora una respuesta lógica. También tenemos otra del Cuerpo de Investigaciones Judiciales (CIJ), sobre un inmueble donde se practica la prostitución clandestina que está clausurado por la AGC y sigue funcionando”, explicó.

Además, aseveró que hay personas que graban las exposiciones de las personas para después amedrentarlas por sus quejas. “Yo tengo acá una denuncia porque una persona me grabó y se lo pasó a otro, y después me agredieron”, afirmó, al tiempo que resaltó: “Todo esto para mi es una burla, con el debido respeto como ciudadano que soy, responsable y respetuoso de las leyes en una sociedad civilizada. Estamos cansados, agotados de que constantemente hagamos nuestros reclamos según la lógica policial o legal y caigan en el desierto. La Comuna 3 está en emergencia”.

A diferencia de otras agrupaciones, como Manzana 66 que considera que la Comisaría Vecinal no tiene jurisprudencia sino que la encargada de accionar debería ser la fiscalía, la legislatura y el Ministerio de Seguridad, la ONG sostiene que el personal policial debe intervenir también y que hay una mala gestión al respecto de las problemáticas de la zona.

“Yo no estoy en contra de la policía pero, incluso se lo dije (a Adrián Rosa) cuando conversamos el año pasado, ustedes no saben lo que es la calle. La calle la sabemos nosotros que la recorremos. Entonces yo quiero que las investigaciones que se hagan, se hagan de acuerdo a lo que demanda la ley.  Yo veo a mis vecinos desesperados. Buscan este día para exponer sus angustias pero a mi consideración esto es una burla. Me hago cargo de lo que digo. Vengo hace más de dos años participando`en las reuniones presenciales. Siempre se habla lo mismo y pareciera que ustedes no escuchan. Nosotros estamos en un océano de inseguridad y uno no se puede expresar porque está temeroso de que venga fulano y lo comience a agredir, a señalar o a escrachar. No puede ser que no nos hagan caso, que no haya elementos o caminos, o asocien voluntades para que esto mejore”, apuntó.

Al turno de Rosa, el jefe de la delegación 3A reconoció que la Comuna 3 es una de las más complicadas de la Ciudad, recalcó que las investigaciones que pidió el vecino no le corresponden a la comisaría e informó que todos los reclamos que hizo van a llegar a una resolución, pero que tiene que tener paciencia para ello. Asimismo, señaló: “Yo soy padre de familia, tengo tres hijos, no voy a perseguir a los que critican una gestión. Verdaderamente lo del señor, así como dijo que lo nuestro es deplorable, todo lo que dijo él también lo es. Se le han recibido todas las denuncias y las que están en investigación en el MPF o en la Oficina de Transparencia tienen que llegar a buen puerto Y si lo que dijo tiene algún sustento legal, seguramente tendríamos que estar condenados. Si habló de corrupción que lo pruebe”.

Sin embargo, quien más desarrolló la idea de la alarma sobre los conflictos en Balvanera y San Cristóbal fue la presidenta de la ONG, Gloria Llópiz Ortiz, quien reafirmó que es necesaria una intervención y anunció que se están reuniendo con otras organizaciones y organismos para lograr que se la declare en emergencia. Durante su exposición, habló sobre las peleas entre los narcos, el narcomenudeo, la situación de los manteros (que según la agrupación son traficados y explotados por asociaciones ilícitas) y la cantidad de recicladores urbanos en las veredas viviendo en ranchadas, entre otras cosas; y subrayó que allí la gestión “hace agua”.

“Ese es el modelo de ciudad que el Ejecutivo porteño eligió evidentemente. Y no es el que elegimos los Buenos Vecinos, entonces vamos a hacer todo lo que podamos desde nuestra red para que intervengan todos los que tengan que intervenir para acomodar esto, nos lleve el tiempo que nos lleve. Es un desastre. No podemos convivir con explotadores de personas, enriqueciéndose en nuestro territorio. No aceptamos convivir con narcos. Esto ya no se puede tapar, aunque el GCBA tunee los números y las estadísticas. Si los funcionarios no pueden hacerlo, lo vamos a tener que hacer los ciudadanos. Le pido a quienes no estén en nuestra red que se sumen, porque vamos a trabajar todos juntos, ese es el camino”, añadió.

A lo que Adrián Rosa respondió: “Yo solamente sé lo que me rompí atendiendo a la gente a las 11, a las 1 de la mañana, a las 7, los fines de semana, los feriados, inclusive de vacaciones. No solo yo, sino también todo mi equipo que vino a trabajar acá hace dos años. Desgraciadamente sigue siendo un desastre, pero porque acá no somos solamente nosotros los que tenemos que trabajar en forma indiscriminada como lo venimos haciendo, sino que tiene que ser un conjunto de organizaciones, se ponga o no esto en emergencia. Vamos a empezar también a poner las cosas un poquito donde deben ser”.

Y concluyó: “La verdad es que lo que yo aprieto al personal, a los de los móviles y los que están en la calle para que acudan cada vez que escuchan algo, es increíble. Y considero que han respondido. Tendremos personal que no es tan ágil o atento como queremos, seguro, como le debe pasar a Cristian de la 3B. Sabemos que hay para mejorar, porque en todos lados hay gente que no responde, no solo en la policía, lo tenemos entre los propios vecinos cuando no te prestan colaboración, cuando no te quieren salir de testigo, cuando necesitás que te hagan la denuncia pero no la hacen. A veces son indispensables, y tampoco están. Como tenemos abogados malos, como tenemos funcionarios a nivel político que no hacen lo que tienen que hacer, lo tenemos en todos lados”.