|

Estudiantes crean DAT.AR.ZI, un mecanismo para atenuar los riesgos y consecuencias de las inundaciones

El dispositivo fue elaborado por alumnos y profesores de la Escuela Técnica 36 “Almirante Guillermo Brown”, ubicada en el barrio de Saavedra, a partir de las inundaciones que azotan periódicamente al Barrio Mitre. “Contar con este tipo de alerta temprana, realmente atenuaría los riesgos y brindaría mejor calidad de vida para los pobladores” aseguran.

 

DATARZI es un dispositivo automático que cuenta con un sensor que detecta niveles de agua y envía diferentes alertas a Defensa Civil mediante una placa WiFi y una conexión a internet. A su vez, está preparado para que, cuando el agua llegue a determinado nivel, una bomba extractora se active para disminuir la misma y de no ser posible, se corte la electricidad y se activen luces de emergencia que ayudarían a la evacuación.

El objetivo del DATARZI es justamente alertar a los vecinos y a los organismos estatales competentes en tiempo real de manera de atenuar los riesgos y consecuencias cuando estas situaciones ocurran para así poder tomar las medidas necesarias y no sufrir nuevamente la terrible situación de una fuerte tormenta o de cualquier inundación causada por otro factor.

“Desde este equipo de trabajo se cree que la implementación e instalación de este tipo de dispositivos en las zonas más vulnerables y propensas a inundaciones, ayudará de manera significativa a abordar la situación y reducir el impacto relacionado con estos fenómenos naturales” aseguran los creadores de la iniciativa. El equipo está compuesto por alumnos y profesores de la escuela técnica 36 “Alte Guillermo Brown” ubicada en el barrio porteño de Saavedra y se compone de Constanza Calcagno, Miranda Peixer y Diego Trotta, todos alumnos de sexto año que eligieron la especialidad computación y Maximiliano Urso, Profesor de la institución.

¿Cómo comienza el proyecto?

DAT.AR.ZI surge a mediados del 2015 luego de un constante trabajo social llevado a cabo por los integrantes del proyecto en el Barrio Mitre, ubicado en la localidad de Saavedra a pocas cuadras de la Escuela Técnica N° 36. El Barrio Mitre está compuesto de 16 manzanas y ubicado entre las calles Correa, Posta, Arias y Melián; limitando actualmente con el nuevo Shopping DOT. “Los jovenes empezaron a ir voluntariamente a Barrio Mitre. A ellos se les ocurrió la iniciativa” aclara Maximiliano Webs, docente de la Escuela. “La gente del barrio se mostró muy interesada desde el inicio. Nosotros igual tenemos que afinar la propuesta para no generar falsas expectativas, porque cuando llueve la gente no duerme acá en el barrio” asegura Webs quien explicó en los micrófonos de Frecuencia Zero que, a pesar de tener bastante apoyo de otras entidades académicas e investigadores de diferentes áreas, no lograron una opción real de financiamiento. Webs tiene sospechas de por qué. “Presentamos el proyecto en un concurso estudantil, en la feria de ciencias y no avanzamos de ronda. Quizá el error fue decir que eramos de Barrio Mitre, si hubiesemos puesto que era de Lujan tal vez teníamos mejor suerte en la Ciudad” y asegura que ahora están trabajando para armar el proyecto de manera mas formal.

En base a las pruebas realizadas se obtuvieron resultados que afirman que ante una posible inundación, contar con este tipo de alerta temprana, realmente atenuaría los riesgos y brindaría mejor calidad de vida para los pobladores de las zonas inundables.

“Se torna indispensable la puesta en marcha de DAT.AR.ZI a través de una planificación pública que podría ser implementada tanto por el Ministerio de Desarrollo Social como también por el Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios” advierten los creadores del dispositivo. Maximiliano lo hace más explicito aún: “Hay que poner a la ciencia y a la técnica en función de las necesidades de la gente y hay que apostar a los jóvenes antes que a las empresas privadas”. Las dos sugerencias de Webs deberían ser escuchadas. De otra manera, solo resta que nos tape el agua.