|

Policía armado ingresó al colegio Mariano Acosta

Estudiantes y docentes del histórico colegio de Balvanera denunciaron la presencia intimidatoria de personal policial en el marco de una protesta en la escuela.

A las 13:30 de ayer la Comunidad Educativa del Mariano Acosta realizó una clase pública en defensa de la Educación Pública. Estaban en a la puerta de la escuela y observaron un grupo de policías uniformados y armados en la esquina.

A las 14:30 hs., con la clase pública terminada y los alumnos del Turno Tarde en sus aulas, ingresó a la institución un policía armado con el argumento de que quería consultar  porque le comunicaron sobre una supuesta marcha que se iba a realizar, y la rectora del colegio le aclaró que no estaba programada ninguna movilización. Ante la pregunta y la exigencia de que se retire por parte de un docente, el policía respondió “soy un profesional, si llega a haber un incendio”, luego procedió a retirarse.

Desde el Centro de Estudiantes de la institución en un comunicado comentaron: “Nos duele de sobremanera la persecución política. Esto que sucedió no es menor, se da en el marco del ingreso de la policía a la Universidad de Jujuy y la detención ilegal de dos compañeros que se encontraban en la misma, la represión a la instalación de la escuela itinerante en Plaza de los dos Congresos, y a las manifestaciones contra el ajuste implementado por este gobierno. Debemos organizarnos y defendernos, defender nuestra educación, la de todos, solidarizarnos con nuestros docentes, nuestros compañeros de clases y todo aquel que elige la escuela pública, digna y de calidad”

La rectora del colegio Raquel Papalardo en un audio difundido por WhatsApp señala que “Es algo grave en el contexto en el que estamos viviendo. El Mariano Acosta es una escuela democrática, participativa y crítica. No tiene porque venir la policía para ver qué hacemos. Vivimos en una democracia no en una dictadura”.

Cuesta pensar que en un barrio atravesado por delitos reiterados y denunciados por los vecinos sin obtener ninguna respuesta, las fuerzas de seguridad estén pendientes de las protestas estudiantiles en vez de resolver las denuncias realizadas.