|

Primer aniversario de la muerte de Pachu: “No sabemos quién lo atropelló”

“En el barrio lo siguen llorando”, cuenta Hernán, padre del adolescente embestido en Independencia y La Rioja.

“En el barrio lo siguen llorando”, cuenta Hernán, padre del adolescente embestido en Independencia y La Rioja.

Este viernes 1 de mayo se cumplió el primer aniversario de la muerte de Adriel “Pachu” Delgado, un vecino adolescente de Balvanera que fue atropellado por una camioneta en la esquina de Independencia y La Rioja. Su crimen está impune y todavía no se identificó al conductor responsable del siniestro vial. 

Esta noche desde las 23, familiares y amigos prenderán velas para recordarlo al pie del mural con su rostro, hecho por la comunidad de Balvanera, sobre la calle Saavedra, entre Venezuela y México, en la misma cuadra donde vivía este vecino. “Adriel era alegre, dondequiera que esté él nos querría vernos unidos y felices, más allá del dolor”, cuenta a este medio su padre Hernán. 

Esa noche, pasadas las 23, Adriel conducía una moto Honda Twister. Redujo la velocidad en la esquina para doblar en dirección a una estación de servicio. El vehículo, una camioneta, lo embistió desde atrás y lo arrolló. Su cuerpo quedó tendido sobre la ochava noroeste, al lado de donde está emplazado el bar. 

Al instante, la familia empezó a buscar testigos y registros en cámaras de videovigilancia. Lograron reconstruir parte del recorrido de la camioneta, entre el Bajo porteño (Independencia y Paseo Colón) y Flores (Alberdi y Lafuente). Sin embargo, hasta el día de la fecha no se logró corroborar el número de patente, lo que impidió el avance de la investigación judicial.

Hernán dijo a este medio: “Uno busca encontrar al culpable, pero lamentablemente no tuvimos Justicia hasta el momento, como en tantos otros casos”.

Sobre el hecho de desconocer la identidad del conductor, asegura: “En una avenida tan transitada como Independencia, resulta llamativo que no puedan dar con la patente de una camioneta. Hemos llegado incluso a pensar mal, que se trata de alguien poderoso o con plata, alguien a quien cubrían. Las veces que hablamos con la fiscal y funcionarios judiciales se mostraron sinceros desde lo humano, pero no hubo avances. A lo mejor, esto los excede, hay otros asuntos detrás”. “El secretario de la fiscalía escribió hoy para enviar un abrazo fuerte a la familia, imagínate”, sumó.

“Las primeras horas eran cruciales y lamentablemente la Comisaría de la Comuna 3 trabajó tarde. Teníamos que estarles encima, por algo luego pasaron el caso al área de Homicidios de la Policía de la Ciudad. Salimos por nuestra cuenta a ver cámaras, pero se perdió mucho tiempo las primeras horas y eso repercutió en que no diéramos con el responsable”.

“Hasta el día de hoy, no sabemos quién fue la persona que atropelló a Adriel. Más allá del dolor de la pérdida, que es un dolor de por vida que lleva la familia, hay que sumar el dolor de no saber quién fue el responsable”.

“En los accidentes de tránsito, el agravante es el abandono de persona. Pisaron una persona y se dieron a la fuga y no aparecieron. Es eso es lo que más nos indigna. Si quien atropelló a Adriel se quedaba, era otra cosa. La Justicia igual tenía que determinar qué paso. Pero esta persona atropelló a Adriel y se dio a la fuga. Esta persona es un asesino que ahora está suelto. Es un asesino suelto más entre la ciudadanía y eso nos duele. Nos duele la pérdida de Adriel y la falta de Justicia”.  

Desde la muerte de Pachu la comunidad de Balvanera y San Cristóbal se movilizó para pedir Justicia y mantener su recuerdo presente. 

Adriel vivía con su familia sobre la calle Saavedra, entre México y Venezuela. En esa cuadra han hecho diversos murales alusivos y han colgado banderas con el rostro del adolescente. Lo mismo ocurrió sobre las rejas de la Plaza Velasco Ibarra, en México, entre Jujuy y Saavedra. 

El Centro Murga Magia Murguera de San Cristóbal, al que pertenecía Pachu, se presentó en el festejo por los 150 años del barrio de San Cristóbal, en junio de 2019. Los vecinos y artistas llevaban remeras con el rostro de Adriel. En el carnaval de este verano, Magia Murguera también entonó canciones en recuerdo del joven vecino.

Sobre cómo se sobrelleva la jornada del aniversario, Hernán cuenta: “La verdad, desde que arrancó la semana fue difícil para mí, para su mamá y sus hermanas. Es el día a día, el recordarlo, llorarlo. Durante esta semana estuvo rondando el pensamiento de que se venía el primer aniversario, era ratificar que él no estaba más con nosotros. Es duro pensar en eso constantemente. Fue, al igual que siempre pero con más intensidad, recordarlo, llorar, poner cosas de él en las redes sociales”.

“Por el tema de la pandemia no se podía hacer una marcha, pero acá los amigos de Adriel, la familia, el barrio, lo quería recordar así que este viernes van a prender velas en su recuerdo a partir de las 23. Fueron surgiendo ideas y me preguntaron si podían hacerlo para recordar a Pachu y les dije que sí, siempre tomando las medidas sanitarias. Las velas las van a prender en su mural, sobre la calle Saavedra al 500”.

“Adriel era muy querido. Lo querían los chicos, los grandes. Es una pérdida muy grande para sus amigos y para el barrio. Lo valoraban mucho porque era muy servicial. Su esencia fue la que dejó y lo que marcó a cada uno. Pasó un año y veo que le han hecho videos en el aniversario. Veo que en el barrio lo siguen llorando”, concluye Hernán.