|

Carolina Subirá: “Hay una gran demanda de casos de dengue”

Enfatiza la necesidad de eliminar los criaderos de mosquitos, utilizar repelentes eficaces y mantener una adecuada higiene en los hogares para reducir la proliferación del vector Aedes aegypti. Por Martín Bustamante.

Ante el alarmante aumento de casos de dengue en Buenos Aires, es crucial intensificar las medidas de prevención en toda la comunidad. Además, destaca la importancia de educar a la población sobre los síntomas del dengue y la necesidad de buscar atención médica temprana ante la presencia de fiebre y otros signos de la enfermedad.

El Rol del Sistema de Salud Pública

En este contexto, es fundamental que tanto el sistema de salud público como el privado trabajen en conjunto para brindar una respuesta efectiva a la epidemia de dengue.

La coordinación entre ambas esferas permitirá una distribución equitativa de recursos y una atención adecuada a todos los pacientes afectados. La Dra. Subirá destaca la importancia de establecer estrategias claras y eficientes para gestionar la demanda de casos en los servicios de emergencia y garantizar el acceso a la atención médica para toda la población.

Desafíos y Oportunidades

Si bien el aumento de casos de dengue representa un desafío significativo para las autoridades de salud, también ofrece una oportunidad para fortalecer los sistemas de vigilancia epidemiológica y mejorar la capacidad de respuesta ante futuras epidemias.

La Dra. Subirá subraya la necesidad de invertir en investigación y desarrollo de vacunas más efectivas contra el dengue, así como en programas de concientización y educación pública para promover prácticas saludables y prevenir la propagación del virus.

El Papel de la Comunidad

Por otro lado, es crucial que la comunidad se involucre activamente en la lucha contra el dengue. La Dra. Subirá insta a los ciudadanos a colaborar con las autoridades sanitarias, adoptando medidas preventivas en sus hogares y difundiendo información precisa y verificada sobre la enfermedad.

El compromiso y la solidaridad de cada individuo son fundamentales para contener la epidemia y proteger la salud de toda la comunidad.

En conclusión, el aumento de casos de dengue en Buenos Aires plantea importantes desafíos para la salud pública, pero también ofrece oportunidades para fortalecer los sistemas de prevención y respuesta ante epidemias. Con una acción coordinada entre el sistema de salud, la comunidad y las autoridades gubernamentales, es posible mitigar el impacto del dengue y proteger la salud de la población.