|

Persecución de película por los barrios Balvanera y San Cristóbal

Luego de una persecución un móvil de la Policía de la Ciudad logró detener a un delincuente en la calle Sarandí entre Venezuela y Belgrano dentro de un  Supermercado Chino donde se había metido para evadir a la policía.

Alrededor de las 20.30 de ayer domingo un móvil de la Comisaría 6 de la Policía de la Ciudad se dirigió a un hotel de la calle Pasco al 400 del barrio de Balvanera por un llamado al 911 avisando que se había escuchado “Posibles detonaciones de arma de fuego”; arribado al sitio, la policía entrevistó al encargado quien dijo que los posibles disparos salieron de la habitación N° 9.

Los agentes se acercaron a la habitación en cuestión, donde se identificó a un hombre, quien les refirió que se encontraba bien y que los ruidos no fueron de su habitación. Luego de verificar el lugar, y no encontrar nada que lo implicara, se retiraron del hotel.

Minutos más tarde, volvieron nuevamente al hotel por otro llamado del encargado que había sido golpeado por dos hombres, uno de ellos rompió el vidrio de la puerta y salieron a la calle. El encargado dio una descripción de uno de los agresores y dijo que tenía un arma de fuego.

Momentos después, el móvil escucha por frecuencia que un sargento se encontraba herido de bala en la intersección de la calle Pasco y Av. Belgrano. El oficial había resultado herido por dos impactos de arma de fuego, uno en el ante brazo izquierdo y otro a la altura del pecho, luego fue trasladado al hospital Churruca.

Los móviles policiales concurrieron al lugar a brindar apoyo y detuvieron la marcha de un taxi marca Citroen Picasso, su conductor dijo que había sido abordado por un hombre a punta de pistola, con la descripción del agresor que había brindado el empleado del hotel, y ese hombre le pidió que lo sacara de la zona, el taxista comenzó a circular por Belgrano y a metros ante de llegar a la calle Rincón, el delincuente, le indico que fuera a más velocidad y ante la negativa del conductor, efectuó un disparo de adentro del taxi hacia afuera, el taxista nota que se le trabó el arma y lo tomó del cuello forcejeando hasta que logro sacársela de las manos. Después de eso, el delincuente se bajó del taxi y se dio a la fuga hacia la calle Sarandi, quedando en el taxi, en el asiento delantero del acompañante, el arma de fuego.

Un móvil de la Comisaría 18 se dirigió hasta la calle Sarandí entre Venezuela y Belgrano y visualizaron al delincuente descripto, que había ingresado a un supermercado chino para evadir a la policía.

Finalmente, los agentes de la Policía de la Ciudad se acercaron al peligroso delincuente logrando detenerlo, mientras que se está intentando localizar al otro sospechoso que participó del incidente en el hotel.