|

Plataforma online para aumentar la seguridad de los senderos escolares

Con la finalidad de aumentar la seguridad de la comunidad educativa de los distintos turnos en las escuelas de la Ciudad de Buenos Aires, el Gobierno porteño presentó ayer una plataforma online de senderos escolares.

El jefe de Gobierno de la ciudad Autónoma de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, junto a ministros de diferentes carteras, lanzó una plataforma online de geolocalización de los senderos escolares que existen en la Ciudad.

El nuevo sistema permitirá que los padres de los alumnos puedan por medio de internet consultar la forma mas segura del trayecto entre sus casas y la escuela.

El sistema de geolocalización brindará información en cada una de las escuelas con senderos escolares para que madres y padres puedan identificar el sendero más seguro y tranquilo. Se podrá ver los senderos escolares a través de la página web de la Ciudad.

Los senderos contarán con la presencia de agentes de Prevención, efectivos de la Policía de la Ciudad, personal de Control de Tránsito, y guardianes escolares, con el objetivo de estar atentos en los horarios de entrada y salida de las escuelas y poder brindar seguridad a niños y padres ante los posibles delitos que puedan ocurrir.

Entre los agentes de Prevención de la Ciudad  y el sistema de comunicación de la Policía” existe una amplia coordinación, de manera que la circulación de los alumnos  en los 204 senderos escolares que existen en la Ciudad va a estar más reforzada.

Para controlar los senderos escolares habrá 830 agentes, que se moverán a pie, con uniforme y teléfonos reglamentarios y trabajarán en dos turnos, entre las 6.30 y las 19 horas y 800 Policías de la Ciudad en los horarios de 7 a 8.30, de 13.30 a 14, y de 16.30 a 18.30, todos ellos estarán disponibles para la seguridad de 500.000 alumnos.

La geolocalización de los senderos permite una comunicación permanente entre la Policía de la Ciudad, los agentes de Tránsito, Defensa Civil, el Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) y las demás fuerzas de seguridad, además de favorecer la colaboración conjunta entre las autoridades escolares, los comerciantes y los vecinos de la zona.

De este modo, se perfecciona un sistema de seguridad para toda la comunidad educativa en la que viene trabajando las autoridades porteñas hace varios años, con la finalidad de que no se produzca ningún delito en las horas en que los niños, con sus padres o solos, hacen sus recorridos para ir y volver de la escuela a sus hogares.