|

Un paso adelante en la trasparencia de las Comunas

La Legislatura aprobó el Régimen de Publicación e Información Comunal, que tiene como objeto, facilitar la participación de la ciudadanía en el proceso de toma de decisiones y en el control de los asuntos públicos.

Este mecanismo será de carácter obligatorio para las Juntas Comunales sobre la publicación de su trabajo, reuniones y resoluciones. La Junta Comunal de cada Comuna será la Autoridad de Aplicación encargada de asegurar el correcto funcionamiento de las vías de comunicación que crea y exige la presente ley.

El Régimen de Publicación e Información Comunal estará constituido por el Libro de Actas de la Junta Comunal y el Consejo Consultivo Comunal y deberá ser accesible a los ciudadanos. Su publicación también deberá ser obligatoria a través de la Página Web y las Redes Sociales de la Comuna.

El proyecto fue elaborado por el vecino de la Comuna 9, Sergio Narkevicius y retomado por el diputado Adrián Camps. “Yo tomé su proyecto para que existan elementos que facilitan el contacto de los vecinos con la Comuna” dijo el legislador en diálogo con Abran Paso.

Las comunas son unidades de gestión política y administrativa, con competencia territorial. Estas tienen un órgano de gobierno que, colegiado y electo por el pueblo de la Comuna, actúa en representación de los intereses de los ciudadanos. Esto significa que en el marco de la gestión de un gobierno democrático, el derecho a la información por parte del ciudadano es inalienable e inherente al transcurrir de la misma.

La Ley 104 de acceso a la información, sancionada en 1998, establece el procedimiento burocrático que hará efectivo el derecho a la información, instrumentando el acceso a la misma.

La Constitución de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en su artículo 127 incorpora a las Comunas como órganos de descentralización, y esto significa que en el marco de una gestión debe alentarse a construir los canales propicios para que la institucionalización de las mismas sea una realidad. A su vez, la institucionalización de una Unidad de Gestión como lo es la Comuna es inseparable de la legitimidad de la misma, por lo cual es imperioso llevar la Comuna al vecino y hacer de la Gestión Comunal y de la descentralización del poder en la Ciudad una cuestión ‘vox populi’.