|

Intentan regular el servicio de estacionamiento

00000000000000-ab-ab-abLa diputada de la Ciudad de Buenos Aires Paula Penacca presentó un proyecto para regular la prestación del servicio público del estacionamiento y minimizar los conflictos.

El proyecto de ley propone finalizar las concesiones y que el Poder Ejecutivo brinde el servicio público por sí, asegurando la continuidad laboral de todos los trabajadores actuales tanto de las concesiones como de las Tarjetas Azules.

Si se aprueba el proyecto de la Diputada del Frente para la Victoria el sistema de estacionamiento medido deberá regir con los siguientes principios:

– El conductor estaciona, luego puede pagar con alguna de las múltiples formas.

  • Se paga por SMS, aplicación celular, en quioscos, redes presenciales, computadora, cajeros, homebanking, entre otros.
  • El sistema le pide la calle y altura donde estacionó, desde cuándo y por cuánto tiempo. Según eso le va a cobrar.
  • No hace falta que sepa cuánto tiempo va a estar. Puede ir agregando tiempo a medida que se estira su estadía, puede pagar incluso antes de irse cuando ya está seguro.
  • El conductor retira su auto y se va.

– Mediante un sistema tanto con inspectores a pie como con vehículos que recorran las calles se van registrando las patentes georeferenciadas y con hora.

  • Una vez al día se procesa la información y se detecta si hay registros de autos estacionados sin haber pagado. En dicho caso se hace la multa y se envía al propietario.
  • Sólo en caso que se registre un auto por más de 24hs estacionado y sin pagar o que tenga más de 3 infracciones en el mes o 3 multas sin pagar en el año, el sistema le avisa para que la Autoridad envíe una grúa.
  • Los residentes deberán registrarse una vez, mientras no cambien el auto o se muden podrán estacionar en la zona de su domicilio, la cual podrá ser consultada permanentemente por dichos residentes.
  • Los agentes de tránsito y las grúas se concentrarán en los autos que estén obstruyendo la vía pública provocando inseguridad vial o dificultades en el tránsito.

Los fundamentos del proyecto establecen que “estacionar en la Ciudad de Buenos Aires es un problema que sufren todos los ciudadanos. A esto se suma el estacionamiento indebido que obstaculiza rampas, ciclovias, ochavas y aumentan los riesgos de accidentes viales”

Se buscaron distintas estrategias para lograr finalizar las concesiones y poner en funcionamiento un sistema nuevo. Pero lo único que se ha logrado es que las concesiones continúen prestando un servicio deficiente y poniendo al Poder Ejecutivo como incumplidor de la ley 4.888.

La propuesta presentada consiste en darle prioridad a los ciudadanos y “el ordenamiento del tránsito, optimizar el uso de los espacios disponibles para el estacionamiento vehicular en la vía pública, favoreciendo la rotación vehicular, concediendo beneficios a las personas residentes en los sectores próximos a sus domicilios.” tal como establece el Código de Tránsito y Transporte, eliminando los puntos que lo hacen puramente recaudatorios o que tengan por objetivo forzar la infracción para que las grúas se lleven los autos cuando no están entorpeciendo el transito ni la seguridad.

Por otra parte se entiende que el servicio de grúas debe ser prestado por el cuerpo de agentes de tránsito, dado que son quienes disponen la remoción y tiene que supervisar la misma.

Entendiendo que un objetivo fundamental de la política de tránsito y transporte es lograr que las personas dejen de utilizar el auto particular para realizar sus viajes en transporte público, bici o caminando se plantea pasar de 48 a 168 horas la definición de depósito y a su vez establecer un mecanismo para que los residentes excepcionalmente puedan estirar el lapso, como en caso de enfermedad o viajes.

En cuanto al establecimiento de sectores tarifados y las modalidades de los mismos se agrega la obligación del ejecutivo  de acompañar con un informe técnico de nivel de demanda y saturación que justifique su asignación de cada cuadra.

Asimismo, el establecimiento de sectores tarifados en vías secundarias y otras de menor jerarquía, debe ser con participación de las comunas.

Se incorpora la diversidad de medios de pago de la tarifa como el empleo de telefonía, dispositivos móviles, SMS, Internet y redes de pago presencial, sin atarse a ninguna tecnología.

Finalmente el Proyecto establece el acceso a la información pública en un sitio web de la Ciudad sobre modalidad tarifaria, cantidad de residentes, espacios disponibles, paradas de trasporte, conteiner, cantidad de autos bien y mal estacionados, cantidad de multas y acarreos por cuadra y recaudación y tender a informar en tiempo real la saturación de las calles para que los automovilistas puedan estacionar rápidamente.