|

Los metrodelegados criticaron el “tarifazo” en el subte

A partir de mañana, el pasaje pasará a costar $3,50. A su vez, en respuesta a un pedido judicial, habrá una tarifa social que costará 2,50 y el Premetro costará 1 peso. La Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro rechazó la decisión del gobierno porteño y aseguró que SBASE busca un subte elitista.

Los trabajadores repudiaron el alza en el boleto que regirá desde este martes ya que consideran que Subterraneos de Buenos Aires (SBASE) actuó de manera apresurada al calcular la tarifa técnica en $7.47 debido a contemplaron costos que están a cargo de Metrovías, como el mantenimiento de material rodante e infraestructura.

A su vez, criticaron que el Estado no realiza las inversiones que están contempladas en el presupuesto, y recordaron que en 2012, el gobierno porteño ejecutó solo un 23% de la partida destinada a Subte.

“Esta medida afecta a muchos pasajeros que, ante la imposibilidad de pagar la tarifa, dejarán el subte para usar el colectivo. El directorio de SBASE busca un subte elitista en donde las clases populares no puedan acceder. Y, aparte, el Grupo Roggio sale ganando con los más de 1000 millones de pesos que cobra de subsidios” finaliza el comunicado difundido a través de su Secretario de Prensa Nestor Rositto.

Sin embargo, según el presidente de Sbase, el aumento “es por la inflación”. “Si no hubiera inflación, no habría incrementos”, señaló el funcionario. A su vez, un informe de la Auditoría General de la Ciudad, realizado a pedido de la Legislatura porteña coincide con la postura de los metrodelegados. “Esos costos que imputa el gobierno de Mauricio Macri están sumamente inflados”, aseguró el auditor Eduardo Epszteyn esta semana, al dar a conocer el informe.

El legislador Alejandro Bodart también aseguró anticipó que apelará el fallo y aportará a la causa las 430 páginas del informe de la auditoría. “Hay que dejar el boleto a 2,50 y reducir los 980 millones de pesos de subsidios porque Metrovías y el gobierno macrista inflaron la tarifa técnica cuando la auditoría acaba de indicar un valor de 5,01 a 5,62”, agregó el legislador del MST al diario Página 12..

Segundo aumento en dos años

En enero del año pasado, cuando tomó el control tarifario, Macri tardó apenas 24 horas en aumentar el boleto, que costaba 1,10. Lo llevó a 2,50, un incremento del 127 por ciento. El mismo mes pero de este año, el PRO manifestó su intención de llevarlo a 3,50 para marzo o abril. Pero los planes se frustraron cuando la oposición presentó un recurso judicial que frenó la situación. La semana pasada, el juez levantó la medida cautelar por considerar que los documentos aportados por el macrismo eran “mínimamente suficientes para sustentar –en un análisis preliminar y provisorio– la determinación tarifaria”. De todas maneras, el magistrado tiene pendiente resolver la cuestión de fondo y, al levantar la cautelar, aclaró que los datos que le llevara el PRO podrían resultar “material de análisis”.