|

Paro docente en la Ciudad: Los sindicatos hablan de “altísima adhesión” y el Jefe de Gobierno minimizó la medida de fuerza

En un contundente acto de unidad, la medida de fuerza convocada por la CTERA ha tenido una alta adhesión en todo el país, dejando sentir su impacto en la Ciudad de Buenos Aires. Por Marco Bolivar.

El Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (SUTEBA) se ha destacado en la manifestación frente a la Secretaría de Educación de la Nación, con la participación de delegaciones de varias provincias y distintas organizaciones.

Manifestación en el Pizzurno

Este lunes, frente al emblemático Palacio Pizzurno, el SUTEBA se sumó al acto que contó con la presencia de representantes de la CTERA, CONADU, CONADU Histórica, ATE, la Mesa Nacional de la CTA-T y la CTA Autónoma. Las concentraciones, que también se replicaron en diversos puntos del país, sirvieron como plataforma para expresar las demandas y preocupaciones de los docentes.

Sonia Alesso, Secretaria General de la CTERA, destacó la difícil situación en las barriadas populares y la necesidad de fondos para el comedor escolar. La lucha histórica por la Ley de Financiamiento Educativo y otros derechos fundamentales se reafirma con el plan de lucha nacional.

Silvia Almazán, Secretaria General Adjunta del SUTEBA, subrayó la unidad de los maestros en la jornada histórica, destacando la necesidad de fondos para salarios y programas educativos. Los fondos, asegura, están en el presupuesto nacional y deben llegar a las escuelas.

María Laura Torre, Secretaria General Adjunta del Sindicato, resaltó la importancia del paro como una poderosa manifestación de exigencia al Gobierno para que distribuya los fondos educativos a cada provincia.

Respuesta del Jefe de Gobierno

Contrastando con la manifestación, el Jefe de Gobierno, Jorge Macri, encabezó la apertura del ciclo lectivo 2024, reafirmando el compromiso de la Ciudad con la educación pública. Destacó el esfuerzo de los docentes durante la pandemia y el compromiso de las familias en el aprendizaje de los niños.

Sin embargo, también señaló que algunos docentes adhirieron al paro de manera injusta, dado el acuerdo paritario en Buenos Aires. Afirmó que este paro no tiene sentido, ya que los afectados son los niños y las familias de la Ciudad.

El inicio del ciclo lectivo quedó asegurado en la Ciudad gracias a un acuerdo salarial entre el Gobierno porteño y los gremios docentes. Este acuerdo incluye el Fondo Nacional de Incentivo Docente, cubierto por la Ciudad debido a la falta de giro del Gobierno nacional durante enero y febrero. Además, se anunció que se descontará la jornada a quienes adhieran al paro ilegal, y el dinero se destinará a un fondo para los docentes que asistieron a trabajar.